Diputados aprobó la ley del aborto y espera ser tratada en el senado

En medio de un debate encendido y con manifestaciones fuera del Congreso a favor y en contra del proyecto, la Cámara de Diputados aprobó la iniciativa oficial de Interrupción Voluntaria del Embarazo (IVE) y la giró al Senado. La sesión comenzó pasadas las 11 de la mañana del jueves y se extendió por casi 20 horas.

La sesión especial comenzó con la presencia de 105 diputados presentes y 45 conectados de manera remota, y pese a que muchos de los discursos tuvieron un tono enérgico y pasional, no se recreó el clima de confrontación que tuvo el debate de 2018.

Con un mensaje conciliador, el presidente de la Cámara de Diputados, Sergio Massa, inauguró el debate con un llamado a evitar descalificaciones entre los «verdes» y «celestes», y a «no perder de vista ni el respeto ni la capacidad de escuchar a los otros» durante la jornada.

A lo largo de la maratónica reunión del pleno del cuerpo, expusieron durante poco más de 20 horas 164 oradores a favor y en contra del proyecto y en el último tramo cerraron el debate los diputados que defienden cada uno de los dictámenes de mayoría y minoría.

Miles de personas, en su mayoría mujeres con tapabocas y pañuelos verdes o vestimenta alusiva a la Campaña por el aborto legal, acompañaron desde las calles el desarrollo de la sesión, a través de monitores gigantes colocados en avenidas aledañas al Congreso.

«La marea verde», como hace dos años también tras el debate en Diputados, estalló en un único grito que abrió el festejo que se replicó al interior del recinto.

El debate no presentó demasiadas novedades con respecto al que se dio en 2018. Quienes se opusieron una vez más a la ampliación de derechos repitieron los mismos argumentos de hace dos años: la presunta inconstitucionalidad de la iniciativa y la asimilación de un embrión con un «niño».

Una vez más las presiones del sector celeste se hizo sentir y hasta lograron cambiar el voto de un diputado por medio de amenazas. Julio Ferreyra denunció en el recinto que era objeto de amenazas que llegaron a la casa de su hija. Por esas presiones, Ferreyra, que iba a votar a favor de la legalización, modificó su postura y finalmente se abstuvo.

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Producción - 2645057395
Ventas - 2645143021