Boca arma su propia burbuja para los entrenamientos.

Para evitar contagios el Xeneize establecerá su propia burbuja para los entrenamientos en donde quedará concentrado durante dos semanas en el predio que el club tiene en esa localidad.

El plantel de Boca comenzará hoy con una concentración que se prolongará durante dos semanas y tendrá el objetivo de encarar la recta final de preparación rumbo a la reanudación de la Copa Libertadores. La burbuja sanitaria xeneize será en el Hotel Howard Johnson de Ezeiza.

Los jugadores se entrenarán esta mañana en el complejo que el club tiene en esa localidad y luego se hospedarán bajo un gran operativo de seguridad.                                     El lugar estará abierto solo para los futbolistas, cuerpo técnico y demás empleados: el que salga del complejo, luego no podrá volver a ingresar.

El control será tan riguroso que también afectará quienes trabajan en el hotel e impedirá el acercamiento a cualquier persona ajena, inclusive los periodistas. Todos serán sometidos a testeos (cada 72 horas o una semana) con el fin de descartar contagios durante los 14 días de pretemporada.

En medio de esta nueva modalidad habrá modificaciones en relación a cómo se trabajó desde la vuelta a los entrenamientos. A partir de hoy, los jugadores comenzarán a usar los vestuarios del predio de Ezeiza (antes cada uno llegaba cambiado y se iba directo a su casa) y también el gimnasio.

Los futbolistas serán examinados y los que arrojen resultados negativos estarán autorizados a comenzar la práctica. Los que siguen aislados son Agustín Almendra, Iván Marcone y Agustín Lastra, mientras que se sumarán los juveniles Renzo Giampaoli, Cristian Medina, Alan Varela y Exequiel Zeballos.

Abrir chat
1
¿Necesitas ayuda?
Producción - 2645057395
Ventas - 2645143021